Bólido de Cheliábinsk

El llamado bólido de Cheliábinsk fue un evento meteórico ocurrido en la ciudad homónima ubicada en el corazón de la Federación Rusa, durante la mañana del 15 de febrero de 2013, al sur de los Urales, aproximadamente a las 09:20 hora local. El meteoroide sobrevoló varias provincias y la ciudad de Cheliábinsk en el momento de ingresar en la atmósfera terrestre, hasta impactar a 80 km de dicha localidad. Alcanzaron el suelo entre 4000 y 6000 kg de meteoritos, incluido un fragmento de unos 650 kg que fue recuperado posteriormente en el lago Chebarkul. El meteorito liberó una energía de 500 kilotones, 30 veces superior a la bomba atómica de Hiroshima, y explotó aproximadamente a 20 000 metros de altura. Seguía una órbita que lo acercaba al Sol, a una distancia similar a la que tiene Venus al Sol y alejándose hasta el cinturón de asteroides…

Bólido de Cheliábinsk

También se afirma, que el propio bólido chocó contra otro objeto o se aproximó demasiado al Sol antes de cruzar la atmósfera de la Tierra como una bola de fuego. La mayor parte de la energía se liberó entre los 5 y 15 km de altura, lo que hace peculiar a este evento; aunque objetos como estos caen varias veces al año, suelen quemarse a mayor altura (30-50 km). Su precedente más destacado es el bólido de Tunguska, durante el reinado del zar Nicolás II, en la Rusia Imperial, 105 años antes.

Consecuencias del evento meteorítico en un teatro de Cheliábinsk

La NASA, a través de datos obtenidos de varias estaciones de infrasonido que forman parte de la Organización del Tratado de Prohibición Completa de los Ensayos Nucleares (Comprehensive Test-Ban-Treaty Organization), estima que el tamaño del objeto sería aproximadamente 17 metros de alto por 15 metros de ancho, con una masa de 10 000 toneladas en el momento de su ingreso a la atmósfera, haciéndolo a una velocidad de 18 km/s (64 800 km/h), desintegrándose a los 32,5 segundos de dicho ingreso. La explosión provocada por el meteoro liberó una energía de 500 kilotones. El origen del meteoroide fue hallado por investigadores de la Universidad de Antioquia en Medellín, Colombia; llegó del cinturón de asteroides de nuestro Sistema Solar, perteneciendo al grupo Apolo, ubicado entre Marte y Júpiter.

Bólido de Cheliábinsk

El impacto sonoro de este bólido fue tan potente, que sus ondas se registraron a nivel global, como en el continente de la Antártida, a 15 000 km de Rusia; y superó en más de 55 veces la velocidad del sonido…[1]

La Factoria Historica


[1] En cuanto a daños materiales y personales, los medios de comunicación informaron de unas 1.491 personas heridas (de las cuales más de 100 tuvieron que ser trasladados a centros médicos), la mayoría de ellas, debido a la onda expansiva producida por la explosión causada por la rotura de la barrera del sonido, ya que ésta provocó el destrozo de ventanales, cristales y daños materiales en edificios. Según el portavoz del Ministro del Interior, nadie resultó herido de gravedad. Por otra parte, la agencia RIA Novosti informó que algunos oficiales fueron testigos de una explosión gigantesca producida a 10.000 metros. Más de 700 personas solicitaron atención médica en el Óblast de Cheliábinsk, de las cuales 159 eran niños. Funcionarios de salud dijeron que 112 personas habían sido hospitalizadas y, de acuerdo a posteriores declaraciones de las autoridades, dos personas estuvieron en estado grave. La mayoría de las personas se vieron afectadas por cristales rotos como citó previamenteLugares afectados. Cheliábinsk fue la localidad que se vio afectada por los destrozos causados por la explosión del bólido y Chebarkul, el lago donde supuestamente cayeron los fragmentos. Varios vecinos de las provincias de Cheliábinsk, Sverdlovsk y Oremburgo (además de regiones kazajas colindantes) fueron testigos del fuerte resplandor de los objetos llameantes en el cielo. El evento atrajo la atención de videoaficionados que grabaron la trayectoria del asteroide y la consecuente explosión. Tras la explosión, veinte niños de una escuela y de una guardería resultaron heridos por la rotura de los cristales en esta primera y un incendio en el otro centro producido a las 9:20 hora local. Associated Press informó al Ministro del Interior de que 600 m² de pared y terraza de una fábrica de zinc quedaron destrozados. La caída de fragmentos también afectó a la provincia de Aktobe, en Kazajistán. El primer ministro ruso Dmitri Medvédev confirmó la noticia del impacto y declaró que era «una prueba de la vulnerabilidad del planeta» y que este «necesita protegerse contra sucesos futuros». El evento ha sido definido como una detonación en el aire, una explosión de un meteorito durante su paso a través de la atmósfera.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s