Inmaculada de Soult

La obra conocida como Inmaculada «de Soult» es un cuadro del pintor español Bartolomé Esteban Murillo, pintado hacia el año 1678. Se conserva en el Museo del Prado de Madrid, donde destaca como una de las obras más importantes de la última etapa del maestro. Autor de numerosas Inmaculadas, esta es posiblemente la última que pintara siguiendo la misma fórmula ideal que venía empleando desde sus primeras aproximaciones al tema, con la Virgen vestida de blanco y manto azul, con las manos cruzadas sobre el pecho, pisando la Luna y la mirada dirigida al cielo; la composición, como en este caso, suele presentar un claro impulso ascensional, muy barroco, que coloca a la figura de la Virgen María en el espacio empíreo habitado de luz, nubes y ángeles, aunando dos tradiciones iconográficas: la de la Inmaculada propiamente dicha y la de la Asunción…

 Inmaculada de Soult

Es llamativa en esta Inmaculada como en otras del pintor la desaparición de los tradicionales símbolos de las Letanías lauretanas, oración mariana que se asocia muy frecuentemente con la iconografía inmaculista. En lugar de ellos, Murillo idea en torno a María una gran gloria de ángeles, pintados en las más variadas actitudes con una pincelada muy deshecha, que logra fundir las figuras con la atmósfera celestial. La pintura fue encargada según Ceán Bermúdez por Justino de Neve para el Hospital de los Venerables de Sevilla; se la conoce también por ello como Inmaculada de los Venerables. Durante la Guerra de la Independencia fue expoliada y llevada a Francia por el mariscal Soult en 1813; de este hecho proviene su otro sobrenombre.

File:Murillo - Inmaculada Concepción de los Venerables o de Soult (Museo del Prado, 1678).jpg

Inmaculada de Soult

Expuesta casi durante un siglo en el Museo del Louvre, ingresó en la colección del Museo del Prado tras un intercambio de obras de arte con el gobierno francés en el año 1941. Durante el año 2009 fue sometida a un complejo proceso de restauración en los talleres del museo…[1]

La Factoria Historica


[1] Nicolas Jean de Dieu Soult fue un militar y político francés. Destacado combatiente en las Guerras Napoleónicas, dirigió las tropas francesas durante la Guerra de la Independencia Española. Entró en el ejército en 1786 a la edad de 16 años, fue ascendido a segundo teniente en 1791 y a capitán dos años después. Participó en diversas acciones de guerra durante la Convención, pero destacó especialmente en la victoria conseguida en Fleurus, a mediados de 1794, por lo que fue nombrado general. Demostró sus dotes como estratega militar en las campañas de Suiza e Italia entre 1799 y 1800, en las que estuvo a las órdenes del general André Masséna. Napoleón le dio el mando militar del Piamonte y posteriormente dirigió la Guardia consular. Ascendió a mariscal en 1804, un día antes de la proclamación de Napoleón como emperador. En 1805 contribuyó decisivamente a la victoria napoleónica en la Batalla de Austerlitz tomando el cerro Pratzen. También estuvo presente en la guerra contra Rusia y Prusia desde 1806 hasta 1807. Fue gobernador de la vieja Prusia y recibió el título de duque de Dalmacia. A finales de 1807, fue enviado a España, tomó Burgos y La Coruña (en la Batalla de Elviña) pero fue derrotado en la campaña de Portugal por Wellington. A mediados de 1809, el emperador le nombró comandante general de las fuerzas francesas en España, y poco después obtuvo una decisiva victoria en la batalla de Ocaña. Durante 1810 fue general en jefe del ejército de Andalucía. A principios del año siguiente invadió Extremadura y ocupó Badajoz, pero fue derrotado en el enfrentamiento de La Albuera con las tropas aliadas anglo-españolas. Durante este periodo fue el responsable del asesinato del anciano Obispo de Coria Juan Álvarez de Castro. Fue durante esta época cuando amasó una valiosa colección de cuadros españoles, robados a sus legítimos propietarios durante las campañas militares, de autores como Murillo y Zurbarán, entre ellos La Inmaculada «de Soult» (Museo del Prado). La vendió al Louvre, si bien terminó retornando a España en 1941, gracias a un acuerdo de canje entre el gobierno de Franco y el régimen de Vichy. En 1812 tuvo serios enfrentamientos con José I, por lo que Napoleón lo cambió de frente, y durante unos meses luchó en el Rin. En 1813, cuando las fuerzas imperiales empezaron a flaquear en España, fue puesto nuevamente al frente de las tropas en la península, fracasando en su intento de recuperar las plazas de Pamplona y San Sebastián. Al año siguiente fue derrotado de nuevo por las fuerzas de Wellington en Orthez y logró mantener Toulouse, cuando intentaba que el ejército británico no entrara en territorio francés. Durante la primera Restauración francesa, en la que Luis XVIII ocupó por primera vez el trono francés (1814–1815), Soult fue nombrado ministro de la guerra. No obstante, aceptó ser el Jefe de Estado Mayor de Napoleón durante el tiempo que transcurrió desde la huida de éste de la isla de Elba hasta su derrota definitiva en la Batalla de Waterloo en 1815. Por este episodio fue desterrado de Francia desde 1816 hasta 1819, año en que fue llamado por Luis XVIII, que le devolvió el grado de mariscal al año siguiente. Fue uno de los primeros militares franceses que dio su apoyo a Luis Felipe I de Orleans. Desempeñó diversos cargos políticos durante este reinado (ministro de la guerra de 1830 a 1834 y de 1840 a 1844), mientras que ocupó la cartera de Asuntos Exteriores entre 1839 y 1840. Se retiró de la política en 1847, cerca ya de los 80 años, y falleció en el castillo de Soultberg, en 1851.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s