Yasir Arafat

Yasir Arafat fue un político y militar palestino, máximo dirigente de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), desde 1989 primer presidente, si bien en el exilio, del autoproclamado Estado independiente de Palestina y, desde 1994, presidente de la Autoridad Nacional de Palestina, entidad reconocida por el propio Estado de Israel…

Yasir Arafat

Nacido en Jerusalén como Mohammed Abad Arouf Arafat, creció en El Cairo y en su ciudad natal, la cual abandonó tras el establecimiento de Israel en 1948, luchando con las fuerzas palestinas del mufti de Jerusalén en la guerra de Independencia israelí. Se graduó en la Facultad de Ingeniería de la Universidad de El Cairo en 1956 donde fue entrenado como fedayín, ‘comando’. En ese mismo año, sirvió en el Ejército egipcio en la campaña de Suez. Tres años más tarde, fundó el grupo guerrillero al Fatah.  Durante los siguientes años, mientras trabajaba en una empresa de construcción en Kuwait, organizó las actividades de los fedayines dentro del territorio israelí. En 1964, cuando al Fatah se integró en la OLP, Arafat se convirtió en presidente de la organización en 1968, cambiando su enfoque panárabe por las aspiraciones nacionales palestinas tras su expulsión de Jordania en 1970. Después de que la Liga Árabe reconociera a la OLP como representante exclusivo de los árabes palestinos en 1974, Arafat trabajó para obtener el reconocimiento internacional de la organización, convirtiéndose en ese año en el primer representante de un organismo no gubernamental, la OLP, en asistir a una sesión plenaria de la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas, la ONU. También realizó grandes esfuerzos para desprenderse de su imagen terrorista y sustituirla por la de un estadista moderno.

En 1988, proclamó en Argel donde se instaló la OLP tras su expulsión del Líbano en 1982 el Estado palestino independiente, y reconoció al Estado de Israel, cumpliendo de este modo una condición fundamental de Estados Unidos para el reconocimiento de la OLP. Al año siguiente, el Consejo Nacional Palestino le nombró presidente del autoproclamado Estado independiente de Palestina. Desde entonces, residió alternativamente en Túnez y Bagdad. Su apoyo a Irak durante la guerra del Golfo Pérsico socavó su posición internacional, especialmente respecto de la mayoría de los gobiernos árabes del Golfo. Sin embargo, después de negociaciones secretas, Arafat y el primer ministro israelí, el laborista Isaac Rabin, acordaron la firma de un acuerdo de paz en Washington, el 13 de septiembre de 1993, que exigía a Israel y a la OLP el reconocimiento mutuo y el comienzo del autogobierno palestino en la franja de Gaza y en la ciudad cisjordana de Jericó. Las fuerzas israelíes por fin se retiraron de estas zonas en mayo de 1994, y Arafat fue recibido por una gran multitud en julio cuando regresó como presidente de la Autoridad Nacional Palestina. Sin embargo, la radicalización de grupos terroristas palestinos, como Hamas, y el rechazo civil a la cooperación policial con Israel, siguieron perturbando su gobierno. Pero, en enero de 1996, después de su triunfo en las elecciones legislativas, fue elegido presidente, ahora con el reconocimiento expreso de Israel y de la comunidad internacional, de la Autoridad Nacional Palestina, el órgano ejecutivo para la gobernación de los territorios autónomos palestinos que habían sido ocupados por Israel en 1967: Gaza, Cisjordania y Jerusalén Este. En 1994, obtuvo, junto con los políticos israelíes Simón Peres e Isaac Rabin, el Premio Nobel de la Paz.

En abril de 1996, Yasir Arafat logró que el Parlamento palestino en el exilio, Consejo Nacional Palestino, reformara la Constitución en el sentido de no reconocer como necesaria la lucha contra Israel. En septiembre de ese mismo año, la construcción de un túnel bajo la ciudad vieja de Jerusalén a cargo del nuevo primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, del partido derechista Likud, estuvo a punto de llevar a la resurrección de la intifada palestina en Gaza, Cisjordania y en la propia Jerusalén, con el resultado de decenas de muertos por ambas partes. En enero de 1997, inició conversaciones con Netanyahu que culminaron en un acuerdo para la retirada israelí de la ciudad de Hebrón. En cuanto a la política exterior, Arafat firmó el 24 de febrero de ese año con la Unión Europea (UE) su primer acuerdo de envergadura internacional desde la creación de la Autoridad Nacional, y el 3 de marzo logró que el propio presidente estadounidense, Bill Clinton, condenara la construcción de nuevas viviendas judías en Jerusalén, hecho que había supuesto el inicio de lo que se dio en llamar la “segunda intifada“..[1]

Ver también: La creación del Estado de Israel

La Factoria Historica

_____________

[1]Rasheda, Mahran (en Arabic). Arafat, the Difficult Number. Dar al-Hayan. pp. pp.175–181. ISBN 0141272625; Klein, Aaron (2005). Striking Back: The 1972 Munich Olympics Massacre and Israel’s Deadly Response. New York: Random House. ISBN 1-920769-80-3; Berger, Robert. “Munich Massacre Remembered”, CBS News, MMII, CBS Worldwide Inc., 2002-09-05. Retrieved on 2007-07-17; Klein, Aaron (2005). Striking Back: The 1972 Munich Olympics Massacre and Israel’s Deadly Response. New York: Random House. ISBN 1-920769-80-3.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s